TSJ no se pronunció sobre la morosidad del Poder Electoral
SÚMATE SIGUE EN LA BÚSQUEDA DE LA MEMORIA Y CUENTA DEL CNE

Caracas, 06 de noviembre de 2008
NPS 255

Súmate lamenta que los magistrados de la Sala Electoral hayan declarado sin lugar el recurso contencioso administrativo introducido por varios de sus voluntarios con el fin de que determinara la omisión del Poder Electoral en la entrega de su Memoria y Cuenta 2007 a la Asamblea Nacional. Así lo dio a conocer desde la sede del TSJ, Ricardo Estévez, Coordinador Ejecutivo de Súmate, quien formuló varias observaciones a esta sentencia.  

La primera observación se relaciona con la falta de pronunciamiento por parte de la Sala Electoral sobre la morosidad  del CNE en el cumplimiento de la obligación. Para el vocero de Súmate la supuesta entrega retardada de la memoria y cuenta en ningún momento puede subsanar el incumplimiento de esta obligación, que está estrictamente sometida a un lapso fijado por la ley y debió cumplirse a más tardar el pasado 29 de febrero. De acuerdo con la Presidenta del CNE la misma fue consignada ante la Asamblea Nacional el pasado 18 de junio; sin embargo, la Sala Electoral no se pronunció acerca de la morosidad en la entrega, aunque esta era una de las peticiones del recurso intentado por Súmate. 

Ricardo Estévez advierte a la Sala Electoral que no haber sancionado la morosidad del CNE pudiera crear un precedente en cuanto a un lapso mayor al establecido expresamente por la Ley, para la presentación de la Memoria y Cuenta por parte del organismo electoral. En vez de los 2 meses previstos por la Ley, la Sala estaría avalando un lapso aproximado adicional de 8 meses, para que el CNE elabore su Memoria y Cuenta y la entregue a la Asamblea Nacional en cualquier momento, antes de que la Sala dicte sentencia en el caso, tal y como sucedió en este proceso. Este mismo argumento pudiera ser aprovechado por cualquier Ministerio u otro órgano administrativo, con la pretensión de violentar la normativa relacionada con la entrega de dichos informes al estar amparados por las dilaciones del proceso judicial que permite sancionar su incumplimiento, pudiéndose tardar, tal y como sucedió en este caso, desde 8 meses adicionales al indicado en la Ley.

 

Estévez agregó que también se violenta el derecho ciudadano al acceso a la información pública, al estar sujeta la publicación de la Memoria y Cuenta a un acto voluntario del CNE, que sólo estará obligado a entregarla en el momento en que se impugne dicha omisión ante los tribunales. Esta decisión, según Estévez, dio por probada la entrega de la memoria y cuenta 2007; sin embargo, la misma no aparece, por lo que tanto el CNE como la Asamblea Nacional niegan el acceso de esta información a los ciudadanos. Prueba de ello, son las diferentes gestiones realizadas por Súmate solicitando acceso a este informe, la última de ellas ejecutada el pasado 17 de septiembre, cuando entregó correspondencias al CNE y a la Asamblea Nacional, respectivamente, y hasta la fecha no han obtenido respuesta.

 

Otro punto que resaltó el vocero de Súmate es que los órganos contralores del Estado, como la Asamblea Nacional y la Contraloría General de la República, demuestran poca disposición en investigar y velar por la correcta administración de la cosa pública, politizando el control y la sanción de conductas administrativas irregulares, amparando a sus trasgresores y potenciando la impunidad en la lucha contra la corrupción.

 

Al no aparecer la Memoria y Cuenta del CNE correspondiente a su gestión 2007, expresó Estévez, continúa el hermetismo y la poca transparencia en la divulgación de los informes anuales sobre su gestión administrativa y presupuestaria, y al mismo tiempo impide a los ciudadanos el acceso a esta información a los efectos de ejercer funciones contraloras, derecho establecido en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, la Ley Contra la Corrupción, la Ley Orgánica de la Contraloría General de la República y el Sistema Nacional de Control Fiscal. Estévez hizo un llamado a enfrentar este comportamiento irregular del CNE con la participación ciudadana en los próximos comicios regionales, con el voto de cada ciudadano y con la organización para la defensa de los votos emitidos en todas las Mesas de Votación. 

…Construimos Democracia